Mindfulness RAIN

La técnica de mindfulness RAIN, es un acrónimo con la palabra lluvia en inglés, que hace referencia a cuatro pasos esenciales para la práctica de autocompasión:
Reconocer, Aceptar, Investigar y Nutrir.

En este artículo vas a encontrar un ejercicio de mindfulness en el podcast Mindfulness En Casa, para incorporar esta práctica a tu rutina y aprender a gestionar los momentos difíciles y conflictivos de manera consciente, y también vas a encontrar una hoja de escritura terapéutica RAIN, para hacer de esta práctica un hábito de cuidado personal y desarrollo de la autocompasión.

¿Qué beneficios tiene la técnica mindfulness RAIN?

La técnica RAIN es una de las prácticas más fáciles de integrar para crear una vida más consciente de las emociones y los pensamientos que nos acompañan en el día a día.

Una simple práctica diaria de 2 minutos para chequear con uno mismo; cómo nos sentimos y qué estamos necesitando, tiene una efecto muy profundo y resultados positivos y duraderos en el desarrollo de hábitos de cuidado personal.

En los momentos que enfrentamos situaciones conflictivas o desafiantes, existe una humana tendencia a mirar el lado medio vacío del vaso. Esto es normal, es un mecanismo de sobrevivencia para detectar cuales son los peligros o desafíos que se encuentran en el camino.

Pero si ese foco de atención sobre la problemática de una situación difícil, se extiende demasiado tiempo, nos puede dejar estancados en un ciclo de repetición de pensamientos desvalorizantes, emociones que intervienen con la percepción real de lo que está sucediendo y actitudes de saboteo, limitación y autodestrucción.

En la actualidad, existimos en un mundo impulsado por normas de comportamiento social y profesional, que no son compatibles con el bienestar mental, emocional y físico. Este estilo de vida no sostiene ni beneficia el desarrollo personal, y mucho menos la autocompasión.

Gracias a los avances tecnológicos de las aplicaciones de redes sociales, la comparación con las experiencias de otras personas parece estar despertando una profunda insatisfacción con diferentes aspectos de la vida.

Los adolescentes están creciendo en un mundo en que cualquier persona tiene el acceso a realizar un comentario sobre su aspecto físico y su comportamiento, deteriorando aún más, una autoestima que por la naturaleza de este periodo de transición a la adultez ya se encuentra permeable a la comparación e influencia externa.

Gotas de lluvia cayendo sobre el mar, dibujando ondas en patrones.

 

“Otro gran problema es que suele ser bastante común que los niños se sientan mal consigo mismos cuando ven a todo el mundo en Internet luciendo un aspecto perfecto. Los adolescentes a menudo intentan compensar esto al compartir fotos que los hacen parecer perfectos a ellos también. Entonces, cuando su identidad en las redes sociales no coincide con cómo se sienten en realidad, pueden acabar sintiéndose peor.” – Child Mind Institute

Pero el efecto en la salud mental del uso de redes sociales no se detiene en las generaciones más jóvenes. Cada vez más personas de todas las edades se ven afectadas por la percepción distorsionada de la realidad que se proyecta en este tipo de interacción social y cultural.

Si a esto le sumamos las dificultades diarias, los efectos post pandemia, los desafíos en las relaciones y el estrés de las presiones y demandas externas, existe muy poco espacio para la creación de una vida que responda a nuestro bienestar integral y el desarrollo personal.

Te puede interesar leer: La pandemia por COVID-19 provoca un aumento del 25% en la prevalencia de la ansiedad y la depresión en todo el mundo

La técnica mindfulness RAIN como hábito de cuidado personal

La técnica RAIN en la práctica de mindfulness ofrece una conexión directa a la experiencia humana. Una vía de comunicación con las necesidades reales de cada persona. La práctica RAIN brinda un espacio para mirar hacia adentro y despertar la consciencia hacia la percepción que tenemos de nosotros mismos, para poder cuestionar esa percepción desde un lugar amoroso y compasivo.

“La posibilidad de expandir y mejorar la percepción que tenemos de nosotros mismo nos permite comenzar a vivir una experiencia de validación personal, liberación de las limitaciones condicionadas y disfrute de la vida que se nos ofrece día a día.”

Una vida más consciente de nuestras limitaciones condicionadas nos permite redirigir nuestra atención hacia la apreciación de la belleza, la resiliencia, el amor propio y la bondad amorosa, creando una vida más equilibrada, con momentos de calma, motivación, entusiasmo y asombro.

Con el método RAIN nos damos el permiso de ser auténticos y mirar hacia adelante con más confianza, seguridad y estabilidad. Sensaciones esenciales para honrar el regalo de la vida, y expresar gratitud al lograr ver el aprendizaje que trae cada desafío en el camino de evolución y expansión.

¿Cómo practicar la técnica de mindfulness RAIN?

La técnica mindfulness RAIN puede llevarse a cabo como una práctica de meditación mindfulness para abordar una situación conflictiva o desafiante en particular, como ejercicio de escritura terapéutica para ampliar el foco de atención en el desarrollo de hábitos de cuidado personal, o como herramienta de gestión emocional para aprender a navegar el día a día, estando más presentes y despiertos a los detonantes que disparan reacciones impulsivas que ya no nos benefician.

Joven mujer sentada de perfil, bajo la lluvia, cubriendo su cabeza con un libro abierto.

Al inicio de este artículo se encuentra el acceso a una práctica guiada de mindfulness para:

RECONOCER la actividad emocional y mental. Observar y sentir las sensaciones, miedos, frustraciones, tristezas o cualquier tipo de incomodidad interna que nos atrapa en una espiral de pensamientos e impulsividad reactiva.

ACEPTAR la situación tal y como es, reduciendo la interpretación distorsionada o condicionada de la realidad que se construye con las historias que nos contamos acerca de lo que está sucediendo. Esta aceptación disminuye el impulso a negar, evadir o resistir todo aquello que despierta en nosotros, y que al principio no nos gusta ver o sentir.

INVESTIGAR desde una mirada consciente y compasiva, cuales son las razones por las que reaccionamos de cierta manera que no nos favorece, de dónde vienen los juicios de valor que le damos a los que sentimos o a lo que enfrentamos, para así lograr explorar una perspectiva mucho más amplia, para permitirnos responder de una nueva manera más asertiva, auténtica y benéfica.

De esta manera le damos espacio a la NUTRICIÓN de nuestras necesidades reales con respecto a lo que está presentando ese conflicto o desafío en particular. Esta quizá sea la primera vez que nos preguntamos: ¿qué es lo que realmente necesito para sentirme bien?
Sin acudir impulsivamente al autosabotaje, la limitación compulsiva ante lo desconocido, o el comportamiento autodestructivo y errático para adormecer una experiencia emocional valorada como desagradable.

Ejercicio de escritura terapéutica para practicar la técnica mindfulness RAIN

Haz click en este enlace para descargar un PDF con las hojas de escritura de la técnica RAIN

Si deseas información sobre los programas de entrenamiento en mindfulness de El Happy Place, enviame tu consulta a la pestaña de contacto o sigueme en instagram: @elhappyplace

Comparte tu opinión, tus dudas y cualquier consulta en el campo de comentarios.